FELCC EN YACUIBA INVESTIGA AMENAZAS POR WHATSAPP PARA RECIBIR DINERO

Efectivos de la fuerza especial de lucha contra el crimen (felcc) de la ciudad de Yacuiba, se encuentran investigando un hecho de amenazas a más de cinco personas que se las realiza mediante un número de whatsapp, donde él o los sospechosos solicitan montos de dinero a las personas.

De acuerdo con información difundida en El País, una persona el día domingo, habría recibido amenazas por parte de individuos desconocidos a través de mensajes de WhatsApp para que realice el pago de dinero a cambio de su seguridad, informó el responsable de relaciones públicas y comunicación, teniente José Yaniquez.

Los montos de dinero exigidos por estos individuos, radicaban entre los 3000 y 5000 bolivianos, montos que debían ser depositados por una cuenta de Tigo Money. De lo contrario, si no se hacía el depósito exigido, estos amenazadores procederían a tomar represalias.

El teniente Yaniquez, realizó un llamado a la población a que no se deja engañar con este tipo de sucesos, de igual forma para evitarlos, aconsejó proteger la información que se sube a las diferentes redes sociales, para evitar que datos, o imágenes sean fijados por delincuentes para extorsionar.

“Lo que se tiene es que una persona el domingo habría recibido amenazas por parte de individuos desconocidos a través de mensajes de WhatsApp para que realice el pago de dinero a cambio de su seguridad y de sus familiares”, ha informado el responsable departamental de relaciones públicas de la Policía Boliviana, José Yaniquez.

En las primeras investigaciones reveladas por el portal digital lavozdetarija.com se conoce que los antisociales solicitan montos de dinero entre los 3000 y 5000 bolivianos, dineros que deben ser depositados por una cuenta de Tigo Money de esa ciudad fronteriza.

“En los mensajes de texto mencionan que si no realizan esos depósitos exigidos, estos amenazadores procederían a tomar represalias e incluso mandan imagen de un arma de fuego y lo más preocupante les dicen a las víctimas que conocen donde estudian sus hijos”, ha añadido.

Asimismo, ha mencionado que hasta la fecha ninguna de las víctimas ha realizado el depósito solicitado en los mensajes y ahora ello se está tomando como prueba y para inicio de investigación.

“Lo que la población debe hacer es no dejarse engañar con este tipo de sucesos, de igual forma para evitarlos, para ello deben proteger la información que se sube a las diferentes redes sociales, para evitar que datos, o imágenes sean fijados por delincuentes para extorsionar”, ha aseverado.

Fuente: Diario el Chaqueño