YACUIBA: TRANSPORTE PÚBLICO EXIGE “MENOS PROMESAS Y MÁS HECHOS” PARA REACTIVAR LA ECONOMÍA DE LA POBLACIÓN

El transporte público de Yacuiba, emitió un manifiesto exigiendo a las autoridades trabajar de manera responsable y coordinada, para que el municipio logre la calificación de riesgo moderado, que permitiría a la población reiniciar sus actividades económicas cumpliendo con los protocolos de bioseguridad.

El presidente del Transporte Unificado de Yacuiba, Edson Aratia, informó que sostuvieron una reunión con los representantes de las asociaciones y sindicatos de micros y trufis, donde evaluaron la situación del municipio respecto a la emergencia sanitaria del COVID-19, así como la calificación actual de riesgo alto, la cual impide de momento la flexibilización de las restricciones.

El dirigente, señaló que el Transporte es uno de los sectores más afectados por la emergencia sanitaria, tomando en cuenta que los transportistas dependen de los ingresos que generan a diario y, debido a la imposibilidad de trabajar, muchas personas se ven perjudicadas, al extremo que en días pasados, dos familias que pertenecen a este sector fueron desalojadas por no poder pagar los alquileres y hoy están “viviendo en sus vehículos”.

“Si bien la calificación de riesgo la determina el Ministerio de Salud, la evaluación se realiza en base al trabajo que tienen que hacer nuestras autoridades aquí en Yacuiba; de manera permanente estamos viendo que todo es promesas y promesas, que ya viene o ya se apertura y, si esto sigue así, la calificación nuevamente será en riesgo alto y eso preocupa porque mientras no estemos en riesgo moderado el transporte no podrá salir a trabajar”, dijo Aratia.

En ese contexto, refirió que la Federación del Transporte del Gran Chaco, emitió un manifiesto exigiendo a las autoridades del Gobierno Municipal y el Gobierno Regional, poner en funcionamiento cuanto antes los ambientes para el tratamiento de casos positivos de COVID-19 en el hospital Fray Quebracho; la contratación del recurso humano necesario; adquisición de reactivos, materiales e insumos de bioseguridad para los centros hospitalarios; así como el equipamiento de terapia intensiva; para garantizar y lograr la calificación de riesgo moderado del municipio.

“Mientras estuvimos en cuarentena las autoridades tuvieron el tiempo necesario para ir equipando todos los centros de salud para atender esta pandemia, por ello estamos exigiendo mayor inversión y trabajo, porque no tiene sentido seguir encerrados si nuestras autoridades no están haciendo su trabajo, no queremos más promesas, queremos hechos para reactivar la economía de la población”, enfatizó Aratia.

Finalmente, adelantó que se reunirán con el responsable municipal de Tráfico y Transporte, para trabajar en el reglamento que establezca las medidas de bioseguridad, tanto para trufis y micros, que serán implementadas a partir del reinicio de sus actividades una vez que la calificación del índice de riesgo baje a moderado.

“Una vez que tengamos esto aprobado vamos a implementar a un trufi y a un micro, como modelos para ser presentados a la población y que conozcan cómo se trabajará para prevenir el contagio”, añadió.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *