LA POLICÍA DESCONOCE EL PARADERO DEL EXCOMANDANTE DE LAS FFAA, WILLIAMS KALIMAN

La Policía Boliviana desconoce el paradero del excomandante de las Fuerzas Armadas (FFAA), Williams Kaliman. Su última aparición pública se registró en diciembre de 2019 y en septiembre de 2020 se dispuso su detención domiciliaria.

En marzo de esta gestión se emitió una segunda orden de aprehensión contra el extitular militar y en ese mismo mes, desde Interpol, se aseguró que él no abandonó territorio nacional por ningún paso fronterizo legal.

Al respecto, Alberto Aguilar, director Nacional de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (Felcc), confirmó que no se tiene certeza sobre la ubicación en la que se encuentra el excomandante, que nuevamente cobra protagonismo por las últimas revelaciones de otros exjefes militares en el caso de supuesto ‘golpe de Estado’.

“Tiene dos órdenes de aprehensión, uno por incumplimiento de deberes, y otro por el golpe de Estado. Se realizaron varios allanamientos, principalmente en el departamento de Santa Cruz, lugar donde no fue habido. Él estaba con una detención domiciliaria, no dio cumplimiento a la misma y no se sabe su paradero”, dijo en conferencia de prensa.

La exdiputada del MAS, Lidia Patty, que oficia como denunciante, advierte que existe “encubrimiento” hacia Kaliman. “Ya ha pasado el tiempo, tienen que actuar, tienen que buscar, investigar si está en Bolivia o en otro país, ellos saben, que no se encubran”, exigió.

El excomandante de la Fuerza Aérea Boliviana (FAB) Jorge Terceros, detenido preventivamente por el caso “golpe” reveló en su declaración ante la Fiscalía que, tres horas antes de que Evo Morales renunciara a la Presidencia, el excomandante de las FFAA ya conocía sobre la dimisión del líder cocalero.

De acuerdo a esa versión, Kaliman conversó con algunos miembros del alto mando militar y ordenó redactar un pronunciamiento para «sugerir» la renuncia del exmandatario como un acto que iba a «hacer quedar bien» la imagen de Fuerzas Armadas, aunque eso es considerado como una “falacia” por el exvicepresidente Álvaro García Linera, quien dijo anoche que existían hasta cuatro borradores para «pedir» la renuncia del jefe del MAS.

Via: El Deber

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *