GOBERNACIÓN REVIRTIÓ CONGELAMIENTO DE CUENTAS SOLICITADO POR ENDE

El gobernador del departamento de Tarija, Lic. Oscar Motes Barzón, explicó que la Empresa Nacional de Electricidad (ENDE), solicitó el congelamiento de cuentas de la gobernación debido a que no se canceló el costo del proyecto “Anillo Energético”, que conecta Tarija al Sistema de Interconectado Nacional (SIN), mediante la línea Punutuma – Tarija.

El antecedente de este hecho data del año 2014, cuando el exgobernador interino Lino Condori, de filas del Movimiento al Socialismo (MAS), firmó un contrato con ENDE Transmisión por un valor de 180 millones de bolivianos para construir el Anillo Energético, sistema que permite recibir la energía del SIN en la zona de Monte Sud para luego distribuirla a toda la ciudad.

Este mismo proyecto fue construido en otros departamentos con recursos de ENDE, sin embargo, en el caso de Tarija, las exautoridades masistas decidieron ejecutarlo con recursos del departamento.

“Las exautoridades de esta gobernación decidieron que nosotros pagaríamos solos este proyecto, se firmó el contrato, ENDE empezó a trabajar, luego llegó el cambio de gobernador y resulta que no se estaba pagando a ENDE y ellos ya avanzaron significativamente en la construcción de este proyecto. ENDE amenaza con iniciar procesos para congelar las cuentas y el exgobernador Oliva firma un documento el año 2016 donde se compromete a hacer un plan de pagos que lamentablemente no cumplió, entonces ENDE paralizó el proyecto cuando estaba cerca del 98% de ejecución”, explicó el gobernador.

Cuando Montes asumió la administración de la gobernación el proyecto estaba paralizado y existía una sentencia que le obligaba a la Gobernación de Tarija a pagar 122 millones de bolivianos más multas, intereses y gastos administrativos: “Nosotros intentamos por todos los medios conseguir un fideicomiso para pagarle toda la plata a Ende de manera que reinicie el trabajo y nos beneficiemos de ese sistema. Estuvimos más de seis meses de ministerio en ministerio; al final no quisieron aprobarnos, hoy firmé una carta solicitando que algún banco quiera prestarnos con intereses muy bajos. Lo cierto es que éste es el último tema grueso que nos falta cerrar para sanear todas las finanzas del gobierno departamental”.

El gobernador Informó también que continúan las reuniones con ENDE para llegar a un nuevo plan de pagos: ya se acordó que el capital se pagará en siete años, falta definir la modalidad de pago de los intereses y se negocia el pago de multas y gastos administrativos. Sin embargo, la semana pasada, ENDE pidió al juez que aplique la sentencia en contra de la gobernación y desde entonces las cuentas del gobierno departamental estaban congeladas.

“En ese sentido, argumentamos ante el vocal que ordenó el congelamiento que nosotros tenemos toda la voluntad por parte de nuestra parte de llegar a un acuerdo con ENDE y lo hicimos a través de varias notas donde les presentamos planes de pago. Ustedes son testigos que todos los planes de pago que firmamos los estamos cumpliendo, así que el día de ayer el juez levantó el congelamiento de cuentas de la Gobernación y esperamos el día de mañana llegar a un acuerdo final con ENDE para establecer un plan de pagos a un plazo de siete años”, finalizó Montes.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.